Fragmentos del podcast de Falla con Éxito

By 24/02/2019 Febrero 25th, 2019 motivation, Podcast, Pokermind, Reto de Disciplina

Hace unas semanas David Huerga me invitó (a Gerard, creador de Pokermind) a participar en su nuevo podcast de Falla con Éxito y acepté encantadísimo.

Fue mi primera experiencia en este tipo de formato y quedó una conversación que me encanta y muy interesante.

Durante la prolongada charla (más de 2h) hablamos de mi camino en el póquer y con Pokermind, intercambiamos muchas ideas sobre lo que requiere ser un jugador profesional de póquer y explico por qué nació Pokermind y el Reto de Disciplina.

Sin más explicaciones, os dejo el enlace al podcast aquí y una recopilación de fragmentos que me gustaría destacar.

Espero que te guste.

 

Sobre cómo me convertí en profesional

Gerard: “…nunca fue una decisión, nunca tenía el objetivo de subir niveles ni de ser profesional, mi objetivo era aprender…”

Creo que este mindset es muy importante al inicio de la carrera de todos los jugadores. Solo preocuparse de aprender y no tener ninguna expectativa.

 

Sobre aprender rápido

Gerard: “…antes de hacer los coachings me imprimí todos los libros que encontré de no limit, todo, todos los recursos que encontré, los imprimí, los estudié, para hacer el cambio muy rápido…”

Gerard: “…es lo mismo cuando hice para estudiar no limit, yo no me estudiaba todo el material que encontraba porque pensaba que era bueno, me leía todos lo recursos porque quería ver todas las opiniones, este tío cómo dice que se 3betea, ¿vale? y este ¿qué dice? y el otro ¿qué dice?…Entonces cuando veo 5 ángulos de pensamiento diferentes con sus 5 razones diferentes yo puedo sacar lo que es importante para tomar esa decisión en concreto y tomar mi decisión porque he identificado las variables importantes…y así es como se aprende a ser autosuficiente y a pensar en póker, no se aprende leyendo un artículo y haciendo lo que dice el artículo porque entonces no sabes cuando desviarte y no sabes cuando el póquer evoluciona y esa situación cambia…”

David: “Está guay porque te vas como a todos los sitios posibles donde puedes obtener conocimiento para no obtener un qué o sea la respuesta a las cosas sino un por qué ¿no? y lo veo súper interesante, el tema de día de hoy creo es que hay muchísima, muchísima información…¿no crees que hay que filtrar mucho el contenido?”

Gerard: “…al final da un poco igual por donde filtres, lo importante es aplicar lo que aprendes, porque ese es el otro problema ¿no? La parálisis por análisis, solo leo leo leo y como hay tanto leer espero a leerlo todo para aplicar algo, eso es un error. Filtras cuando aprendes algo y lo aplicas, y entonces dices, me gusta, sigues por allí, o no me gusta, y lo descartas. A veces es azar…si le tuviera que decir a alguien cómo empezar, da igual, coge lo que tengas más a mano, lo que encuentres y ponlo a prueba.

David: “Lo importante es empezar y empezar a probar eso que estás aprendiendo.”

Gerard: “Claro, es que si no lo pruebas no sirve de nada.”

 

Sobre la tensión y la presión al jugar

Gerard: “la tensión en el póker es horrible, es lo que te hace tener miedo a equivocarte, es lo que te impide fluir en las sesiones lo que te impide tomar las mejores decisiones por eso porque tienes miedo porque hay demasiado en juego en esa decisión y sí, habría ganado más dinero en ese año y habría estado mejor mentalmente y fracasé en disfrutarlo, fracasé en vivir el momento y en estar tranquilo”

 

Sobre el ego y el póquer

David: “¿Dirías que el ego es bueno para el póker?”

Gerard: “No, es horrible.”

David: “¿En ningún momento?”

Gerard: “No.”

David: “¿El querer mejorar o ser mejor que te haga esforzarte…?”

Gerard: “Pero lo veo como querer ser mejor que tu versión de hoy pero no tener que ser mejor que los otros ¿sabes? Y eso no es ego, eso es más amor personal que ego… hay una frase de Tommy Angelo que es genial, si tú con tus apuestas intentas hacer que tu rival sea menos feliz en vez de menos rico la estás liando y es el ego el único que quiere hacer menos feliz a tu rival a través de tus apuestas.”

Este creo que es uno de mis cambios más profundos en los últimos años. Dejar de preocuparme del resto y centrarme en mí. Tener motivaciones interiores para mejorar cada día y no para saciar mis inseguridades ni ser mejor que nadie.

 

Sobre celebrar los resultados

Gerard: “…lo que hace que te alegres cuando ganas por lo bueno que eres eso ya es ego. En vez de eso, si tú juegas sin ego, si tú no buscas eso en el juego ni te alegras por las victorias ni te pones triste por las derrotas, alégrate por tomar las mejores decisiones posibles, solo por tus decisiones, y por si mañana eres mejor que hoy. No te alegres por si ganas o te entristezcas si pierdes, en eso solo juega el ego…”

Gerard: “Es decir, deja de ser resultadista, deja de necesitar resultados concretos, deja de responder emocionalmente ante los resultados y, en cambio, celebra las decisiones y el ser mejor cada día. Es la clave para tener una mentalidad estable que te permita jugar a tu mejor nivel cada día, pase lo que pase y de tener una confianza que depende solo de ti.”

 

Sobre fallar y qué significa fallar para mí

David: “Sí, me gusta como lo nombras ¿no? que las dos veces que has hablado sobre fracaso o fallo tiene que ver con algo interno, algo relacionado con tu esfuerzo, y con lo que de verdad quieres y que tus acciones no son congruentes… Mola, mola mucho, que de hecho es algo que nos pasa a todos, o sea, tú has contado dos y yo estoy seguro que podría contar una centena de ellas…”

Gerard: “Eso es, la congruencia, eso es lo que me hace sentir mal, cuando sé que mis acciones no son congruentes con lo que yo mismo quiero. Eso es fallar para mí.”

David: ¿Algún tip básico o complejo para la gente para temas de congruencia?

Gerard: “Primero ser consciente de lo que te pasa, porque, yo creo que mucha gente se puede sentir mal y no sabe identificar por qué. Primero es saber ok, “¿por qué realmente en este momento estoy mal?”. Pero es que estamos en la sociedad de las excusas tío, es lo que se ve cada día, amigos, jugadores de póker, familiares, es el: “no porque…” “No, es que…” no… “No me da la gana…” al final la traducción es eso, no me da la gana, pero te dicen no tengo tiempo, no es que ya lo he intentado o es que yo soy así o es que… Y si primero utilizas una excusa ya no puedes llegar a lo que te hace estar mal porque has culpado otra cosa, ya está determinado, te quitas la responsabilidad.”

Gerard: “…Esas excusas perpetúan el problema ¿sí? Si tú sigues jugando póker y sigues culpando a la suerte, a los regs, a tu situación, a lo que sea, va a seguir así, pero no va a seguir así una semana, va a seguir así 4 años, el tiempo vuela, y a los 4 años miras atrás y es cuando dices, mierda, he perdido tanto, no de dinero sino de vida, por estas mierdas de excusas que me han dejado encallado y la situación ha empeorado poquito a poquito…”

Gerard: “…cuando no estudias a póker, cuando no revisas manos, cuando crees que ya lo tienes y que ya lo das por garantizado, eso al cabo del tiempo se va acumulando y hace que “Oh! Ya no eres ganador”. Y si sigues culpando esas mismas cosas nunca lo vas a volver ser. Entonces eso crea dolor porque es mucho tiempo, eso crea mucha frustración, el mundo del póker está lleno de dolor por las excusas…”

 

Sobre la misión de Pokermind

Gerard: “…Es deprimente, tío, y eso es dolor, eso es estrés, eso es tensión, y es porque nadie, realmente, muy poca gente entiende realmente la importancia del juego mental y de preocuparse de ser congruente con uno mismo, y preocuparte de ti y de tus decisiones, de tu rendimiento, y Pokermind es mi manera de intentar reducir el dolor que hay en el mundo del póker.”

Gerard: “Si tú preguntas a alguien “¿Por qué no trabajas el juego mental?” te dirán pues porque no sé u otras excusas. Poca gente dice que no es importante, aunque sea para quedar bien entonces te dicen “sí, sí es importante”, como ir al gimnasio, todo el mundo sabe “sí, sí, claro, sí, tengo que ir al gimnasio” “¿Vas?” “No” “¿Por qué?” “Bueno, sabes, no tengo tiempo…”.

David: “Las excusas.”

Gerard: “Excusas, pero mucha gente no sabe cómo. Sí, hacen un coaching, pero después ¿en el día a día qué? No tienen nada, entonces mi idea fue hacer una herramienta para que en el día a día del jugador le sea fácil mejorar estos aspectos, para darle la guía de decir “ok ya no tienes que pensar qué, cómo, ya no tienes que pagar un coaching durante dos años para que te hagan un seguimiento, tienes tu herramienta y tú mismo te haces el seguimiento”, es la idea, facilitar que el jugador trabaje en su juego mental y en su productividad y en su rendimiento.”

Gerard: “Si estás sufriendo y no haces nada para cambiarlo, juegas a póker amargado, si runeas mal y te jode el día, pero no estudias, no revisas, no te preparas la sesión, no estudias el juego mental, tío haz algo, yo te doy la herramienta para que lo hagas y pongas tu carrera de póker en orden y dejes de sufrir, y ganes más dinero, esa es la idea base.”

 

Sobre cómo cambiar la manera de pensar

Gerard: “Porque al final el problema es la manera en la que piensas, la manera en la que interpretas lo que te sucede en las mesas, y cuesta mucho de cambiar, tienes que conocerte muy bien y después tienes que cambiar eso substituyendo esa manera de pensar por una de nueva. O sea, si tú quieres cambiar algo o dejar de hacer algo tienes que sustituirlo, no puedes dejar de pensar, así no se cambia, tienes que pensar de otra manera y eso requiere mucha repetición, y por eso hace falta una herramienta diaria, un coaching está muy bien para recibir conocimiento, pero esto lo vas a cambiar tú en tu día a día si eres constante.”

 

Sobre por qué el juego mental es súmamente importante

Gerard: “Ya desde hace unos años creo que es más importante el juego mental que el juego técnico, porque al final cualquier persona que es mínimamente lista tiene la capacidad de jugar muy bien al póker y cuando subes de niveles el nivel técnico de tus rivales está garantizado, todos podemos llegar ahí.

Pero casi nadie tiene el mismo nivel mental y quien destaca por ello es el que puede jugar siempre bien…el que va a estar estable toda la sesión y te va a ganar simplemente por desgaste, y es así cómo se gana cuando la competición es alta. Y el póker ha mejorado mucho, si hace 8 años daba igual el mental game, no porque no era importante sino porque si eras decente jugando póker te forrabas, si además hubieras tenido gran juego mental te hubieras forrado más pero no es evidente cuando ya se gana mucho, pero hoy en día el póker está duro y si no te preparas mentalmente el resultado es sufrir, menos winrate, más varianza y es que pasen los años y mantenerte en el mismo punto, y es no aprovechar la gran oportunidad que es el póker.”

 

Sobre cómo te ayuda Pokermind

Gerard: “…para mí este es el paso más importante porque cuando, si yo juego póker y yo no hago nada para prepararme y me siento a jugar, sí, algunas veces jugaré muy bien pero por suerte, porque todos los factores externos se habrán alineado para que esté en un estado perfecto y pueda jugar a mi mejor nivel, pero esto no existe, los días perfectos no existen.

Entonces yo, como profesional, tengo que asegurarme de crear las condiciones ideales para yo jugar hoy a mi mejor nivel, independientemente de lo que pase a mi alrededor, y si yo recuerdo por qué juego a póker ya me cambia el chip, ya no es “juego póker porque me toca”, no, es “juego póker porque me da esto, porque llevo 11 años, porque me ayuda a ser mejor, porque es un reto, porque yo elijo” y cuando repasas esto cambia el chip, tus por qués son 100 veces más importantes que ganar o perder en la siguiente sesión.”

 

Sobre la importancia de planificar los días

Gerard: ” Después de esto con el warm up también planificas la sesión, que es otra cosa súper importante, planificar los días, no sé si tú planificas tus días.

David: “Sí, por lo general, la mayor parte de las veces sí que los planifico.”

Gerard: “¿Cuánto tiempo te cuesta planificar tu día?”

David: “No sé, pero muy poco.”

Gerard: “¡Dos minutos!”

David: “Muy poco, sí.”

Gerard: “¿Y qué impacto tiene eso en tu día?”

David: “Después no tienes que dedicar el tiempo a pensar sobre esas cosas y vas… Es mucho más eficiente porque dices “ahora voy a hacer esto, luego voy a hacer esto otro”.”

Gerard: “Exacto. Si tú dejas espacio a la duda durante el día estás jodido. Planificar el día es la rutina más pequeña y más potente que existe.”

David: “Me gusta ese enunciado, la verdad.”

Gerard: “Porque es eso. Antes de ir a dormir escribes dos minutos, cuál es tu propósito para mañana y las cosas que quieres hacer. Es tan simple pero es tan potente…”

 

Sobre la importancia de la disciplina

Gerard: “el jugador de póker está en casa, bueno, jugador de póker online, ¿sí? Típico perfil de hombre entre 18 y 33 años que está en casa y no tiene nada que hacer.

“¿Qué tienes que hacer? Jugar a póker. ¿Cuándo? No sé, cuando me apetezca. ¿Cuánto tiempo? Depende.” ¿Joder qué quieres conseguir?

¿Qué pasa entonces? Que se levanta y no hace nada, se pone a navegar por Internet porque no tienen ninguna urgencia, se pone a mirar vídeos en Youtube y pasan 3 horas, o se abre un videojuego y le pasa medio día, después dice “ostia, tengo que jugar a póker”, se pone a jugar pero no está en un estado mental para rendir porque no ha practicado la disciplina en ninguna parte de su día ni se ha marcado ningún objetivo para su sesión, entonces es muy vulnerable al tilt. Cuando pierde se queda 6 horas jugando porque tiene que remar, y cuando gana cierra temprano porque ya está, ya ha ganado.”

David: “Casi arquetípico.”

Gerard: “¿Cómo se puede ser un profesional así? O sea, si los atletas profesionales tuvieran esta rutina, ¿qué mierda de rendimiento tendrían? Entonces, hasta este momento no ha sido necesario hacerlo en el mundo del póker porque no ha evolucionado suficiente, pero yo creo que ya ha llegado el momento en que estas cosas son importantes.”

 

Sobre cómo establecer objetivos potentes

David: “La gente dice “quiero jugar al póker para ganar dinero” y se queda ahí, claro, incluso, no porque ganar dinero sea malo, sino porque piensan que ganar dinero es el fin último y no. Es “quiero ganar dinero”, y la pregunta después es “¿y para qué quiero ganar dinero? Para viajar o para comprarme un coche. Y ¿para qué quiero comprarme un coche o para qué quiero viajar?” y hay que intentar ir a la experiencia última hasta que entres en bucle y vuelvas al inicio, y eso es lo que nos mueve de verdad, porque cuando te pones a ganar dinero, o al viajar, o ese tipo de cosas que no son el fin último, obviamente no tiene fuerza porque esa no es la verdadera razón, entonces te iba a preguntar un poco si estás de acuerdo y qué pensabas sobre esto.”

Gerard: “Totalmente. Lo que tú dices, “¿para qué?”, siempre es el “¿para qué?”, y no es el primer “¿para qué?”, es del décimo “¿para qué?”, “Hago esto ¿para qué?, ¿para qué? ¿para qué?” y haces este ejercicio te das cuenta que el “para qué” final lo puedes tener hoy mismo, porque muchas veces es “para sentirme que valgo” o “para sentir que soy libre” o “para sentir que tengo el control de cambiar mi vida” “¿Para qué juegas a póker? Para tener dinero. ¿Para qué? Para viajar. ¿Para qué? Para tener libertad. ¿Para qué?” o sea, ¿libertad por qué? ¿ahora no tienes libertad?.”

 

Si tuvieras 100M en el banco, ¿qué harías? – Cómo ser feliz hoy y disfrutar del proceso

Gerard: “Es como el ejercicio de “si tuvieras 100 millones en el banco, ¿qué harías hoy?”, y si realmente planteas esta pregunta te das cuenta que muchas de las cosas que harías las puedes hacer hoy mismo. ¿Qué harías tú si tuvieras 100 millones en el banco?”

David: “Hace años jugaba mucho esto conmigo mismo y pensaba qué haría, o sea, cómo respondería a esta situación si fuera millonario, porque durante muchos años mi prioridad ha sido, una de las principales ha sido siempre financiera, y siempre pensaba en estos términos, ¿no? De si tuviera mucho dinero, o sea, ¿Cómo respondería a esto si fuera millonario? ¿Cómo respondería a esto? Quedaría con mis amigos aquí, iría aquí a comer, comería esto. ¿Qué haría yo si yo tuviera 100 millones en el banco?

David: “Claro, esto tiene una trampa también de que en realidad no necesitamos nada de lo que tenemos, de hecho, viajando por el mundo una de las cosas que me hace dado cuenta es que yo me llevo una maleta a Los Ángeles, a Las Vegas, a Macao, a dónde sea, para un mes, una maleta de 20 kilos, y la mitad de las cosas no las usaba en un mes, es que no necesitamos nada, nada de nada.”

Gerard: “Y ese es el poder definitivo, cuando yo no necesito nada, cuando yo me doy cuenta de que no necesito nada, realmente de que no dependo de ninguna circunstancia, de que depende de mí, entonces puedo conseguir lo que yo quiera, puedo escoger lo que realmente quiero, y ya no necesito ser ganador en el póker para demostrar nada ni a mí ni a nadie, ni me hace rabia si pierdo porque yo ya sé que soy suficiente como soy, ese es el poder definitivo, y en eso de los 100 millones, ¿seguirías haciendo ejercicio? ¿sí o no?

David: “Sí.”

Gerard: “Y lo puedes hacer hoy, ¿seguirías trabajando en ti?”

David: “Sí.”

Gerard: “Y lo puedes hacer hoy, seguirías escuchando podcasts y leyendo libros. Entonces harías lo mismo. Yo cuando hacía este ejercicio también me salían al principio las típicas respuestas de “Wow, me podría comprar esto. Ostia podría tener esta casa enorme, o podría tener una casa también en Nueva York o podría…” entonces dices “vale, ¿qué haría en la casa en Nueva York? ¿mirar las paredes todo el día?” No, iría al gimnasio como ahora, leería libros como ahora, ¿por qué? Porque me encanta y si lo hago, si entonces lo haría porque tendría todo el día lo puedo hacer ahora igual y no cambia nada, y cuidaría mis relaciones como ahora, y pensaría en nuevos productos y nuevas empresas como ahora, al final es lo mismo.”

David: “Si al final el dinero es un acelerador, bueno, si tú no tienes dinero para comprarte un coche puedes ir a construirte un coche con tus manos, eso sí, yo con la idea que tengo de coches, que me tardaría a lo mejor toda mi vida, pero poder puedes, el dinero es un acelerador tal cual.”

Gerard: “Sí, pero, al final lo que quiero decir es ese coche está muy bien que lo quieras, pero al final del día eso no es lo que te hará feliz, al final del día estarás feliz cuando eres consecuente con lo que tú quieres, cuando estás satisfecho de ti mismo, y el coche no importa en esa ecuación, lo que importa es cómo has dedicado tu vida en trabajar para las cosas que tú quieres y la responsabilidad que has puesto en eso.”

David: “Es algo muy común y es de hecho un poco lo que hablabas antes de “la queja por no tener algo sin haberme esforzado para ello” en plan de “tengo sobrepeso” ok, “¿qué comes y qué actividad física haces al día” pero es “ah no, bueno es que como 3500 calorías y no me muevo”, pues engordas, es que es normal.

Sobre esto último quiero añadir que todo lo que hacemos tiene una consecuencia y por mucho que intentemos evitarlo y que a veces nos intentemos engañar…las consecuencias llegan. La inacción ya es una elección de por sí y sus consecuencias normalmente son destructivas.

 

Sobre el Reto de Disciplina de Pokermind

Gerard: “Jugar a póker es disciplina, preparar las sesiones es disciplina, preparar tu día es disciplina, irte al gimnasio es disciplina, irte a dormir a la hora que quieres es disciplina, seguir una dieta es disciplina, al final, ese concepto de Joko, la disciplina es la puta libertad, o sea, tú quieres llegar a un cierto sitio –> disciplina, y no la disciplina militar ni la disciplina de casa de “si no haces esto te doy una ostia”, no, esto no es una disciplina, es la disciplina de ser congruente “yo quiero algo y yo soy disciplinado para conseguir lo que yo quiero”, es así de fácil.”

Gerard: “el contenido en sí del reto es una recopilación de todo lo que yo sé. Todo lo que yo he leído, todos los coachings que he hecho, todo lo que yo he aprendido. He seguido cursos, he hecho muchos coachings, he leído mil libros, y ahora estoy haciendo dos cursos de alto rendimiento, uno que es del preparador mental de Djokovic, y otro de Todd Hermann, que es un coach de productividad de atletas Olímpicos y tiene un programa de 90 días para emprendedores. Lo primero que pensé al leer la guía del preparador de Djokovic fue “todo esto lo he escrito yo en el reto”, sé que el contenido es muy bueno, creo muchísimo en este Reto de Disciplina porque es que es el resultado de mucho trabajo y años y mucho contenido estudiado y de probarlo todo, no pongo nada en el reto que yo no haya hecho en algún punto de mi vida, y que no haya comprobado que funciona.”

Sobre cómo extraer valor de los libros

Gerard: “¿Qué problema tienen los libro? Que no creo que sea la mejor manera de producir cambios reales, es decir, un libro es una gran herramienta, pero es eso, solo una herramienta, quien coge el libro tiene que saber extraer el valor de ese libro, y es como tú haces y como yo hago, cogemos un libro y no lo leemos y ya está, marcamos, lo releemos, tomamos notas, tenemos nuestras libretas con resúmenes de todos los libros que hemos leído, así es cómo se trabaja un libro, y después aplicando esas ideas. ¿Quién hace eso? Tú, yo, y tres frikis más.”

David: “Para mí, las respuestas serían “¿Quién hace eso?” y la respuesta es todos los que obtienen buenos resultados.”

Gerard: “Exacto.”

David: “Que es que a veces es en plan “sí, eres muy friki para hacer esto y tal y no sé qué” ya, pero cuando me propongo algo lo consigo, y no es por ser arrogante o porque no me equivoque, etc, pero es porque hago todo lo necesario y que se puede hacer, y que tú por no pagar 10 euros no obtienes todos los conocimientos de la vida de una persona, porque tú, aunque hagas el libro y lo pongas caro, ¿qué son? ¿30 euros? 30 euros todo tu conocimiento en un libro, ya suena caro porque es un libro, pero es todo tu conocimiento.”

Gerard: “Exacto, pero suena caro porque la propia persona no sabe qué hacer con ese libro aparte de leerlo y quedarse con un 10% max. Entonces, sé que si hago un libro puede estar muy bien pero no sé si va a cambiar nada. ¿Cuánta gente se ha leído el juego mental del póker? Muchísima, y todo el mundo dice “Oh, es muy bueno”, y ¿Quién ha aplicado algo del libro? Nadie que yo conozca, ni uno.”

 

Por qué el formato de reto y no un curso o un libro

Gerard: “El formato de reto tal como lo hago es genial para que la gente aplique y para que día a día vayan cogiendo lo que sería leerse un capítulo del libro y aplicarlo, con el reto consigo exactamente eso, te lees esto y lo aplicas hoy, es el mejor sistema para conseguir resultados.”

Gerard: “Además para mí ha sido súper satisfactorio, entonces no me cuesta nada hacerlo, me es agradable leer los emails cada día de la gente que se implica y que me explica sus dificultades y lo que les va bien y lo que no. Aunque pudiera hacer otra cosa y ganar más dinero, me da igual, este aspecto de que me encanta hacerlo ya compensa.”

Gerard: “El foco tiene que ser dar resultados, no dar contenido por dar, el foco tiene que ser que realmente haya un cambio al final de los 30 días del reto, y si este cambio solo es en un aspecto, pero es permanente, eso ya es más EV más para la persona que mucha teoría. Entonces me centro en eso, en especializar el reto para trabajar la disciplina.”

 

Sobre la importancia de la disciplina – parte 2

Gerard: “Creo que es algo con lo que todos los jugadores de póker tienen problemas por el propio diseño del día a día del jugador de póker. Si estoy en casa y no tengo nada que hacer, es la receta perfecta para no hacer nada y para jugar mal, porque somos nuestros propios jefes, y nadie nos enseña a trabajar así, nadie, ¿Cómo nos educan? La sociedad no es así, nos educan a “tienes que seguir un horario y hacer lo que te dicen” y cuando te das cuenta de que estás tú solo en esta profesión no sabes cómo se hace, pues se hace con disciplina. Y también nos educan siempre a hacer las cosas por los demás, nos educan a trabajar para el otro y él me paga, o estudiar para que me den un diez, él determina lo bien que yo lo hago, y hago esto por mí madre y para que ella me quiera, y cuando eres tú solo y juegas a póker tienes que hacer las cosas para ti y cuesta hacer ese cambio.”

Gerard: “Si empiezas el día mal, si empiezas el día sin disciplina ya no la vas a aplicar el resto del día…La disciplina es una inercia y cuando cortas la inercia cuesta muchísimo recuperarla, y al final jugar a póker se reduce a jugar bien pase lo que pase y esto es un acto de disciplina, es un acto de controlarte a ti mismo en todo momento, porque a la que pierdes el control es cuando vienen los errores estúpidos. Entonces, empieza siendo disciplinado desde el principio del día y será mucho más fácil mantener la inercia de disciplina durante todo el día.”

 

Sobre la necesidad de generar la urgencia para hacer lo importante

Gerard: “La clave es encontrar la urgencia para hacer las cosas que no parece urgentes, porque yo puedo ir al gimnasio mañana, ¿no? Mañana ya jugaré 6 horas a póker, hoy no, hoy no tengo ganas, mañana ya haré la dieta, o mañana ya repasaré las manos o me pondré a estudiar, mañana ya lo haré, no parece urgente, pero sí lo es, porque mañana no existe, lo que no hagas hoy no lo harás mañana, porque mañana tiene otro mañana y se convierte en un horizonte infinito.”

Gerard: “Mañana es una ilusión, y mañana puede haber un Black Friday, ¿qué harás entonces? Dirás “ostia, todo lo que no he hecho, todo lo que no he aprovechado”. Mañana te puede dejar la novia y decir “todas las veces que no le he demostrado nada”. O mañana se puede morir una persona cercana y decir “todo lo que no le he dado o todo lo que no he compartido”, y cuando mañana ya no tengas el póker te vas a arrepentir tanto, tanto de todo lo que no has hecho, que si no lo haces hoy esa será la consecuencia…”

 

Sobre las duchas frías y cómo te ayudan a ser disciplinado

David: “¿Qué acción corta y fácil y sencilla, sencilla en ejecución, en complejidad, no que sea sencilla de realizar, le darías a la gente para potenciar su disciplina?”

Gerard: “No sé qué decirte, sé que lo de planificar el día ya es un acto de disciplina que tiene un gran impacto, yo diría, si alguien quiere empezar a cambiar sus días que los planifique, y es un acto muy pequeño y que tiene mucho poder. Aparte de eso tengo muchas ideas de cosas que yo hago, pero no creo que el poder esté en cada una de estas cosas sino que el poder está en el efecto compuesto, la constancia en las pequeñas cosas. Una cosa que dice Joko es hacer la cama cada día al levantarse, por ejemplo, otra, las duchas frías.

David: “Es la que yo iba a decir, la que estoy haciendo y me parece bestial. Primero, está demostrado que los beneficios son bestiales, bestiales. De hecho, incluso aunque estés enfermo, es súper beneficioso porque la hiperventilación lleva todo, tus defensas, dispara el sistema inmunitario, es que no hay ni excusa.. Si no eres capaz de estar un minuto bajo la ducha fría… En cuanto normalizas tu respiración un poco, queda disparado el sistema inmune, hasta te empieza a gustar, y en cuanto cierras la ducha te encuentras genial.”

Gerard: “Es eso, y cuando toca el momento de ponerte el agua fría, ¿qué es lo primero que dice la mente? “No!!” y tu propia mente pregunta “¿Por qué? No tengo que hacer esto…”, y eso es disciplina, la disciplina de controlarte a ti mismo. Si no tuviera ningún beneficio a nivel físico, que los tiene, ya sería un gran ejercicio para aprender a controlar la mente y las excusas. Y es el mismo autocontrol que se necesita para jugar a póquer y para mantener a ralla las excusas cuando toca ir al gym. Calla tu mente, vete al gimnasio, ponte el agua fría, haz la cama y al final del día estarás contento de lo que has hecho y eso te ayudará a volver hacerlo mañana. Y todo esto te ayudará a sentarte en la mesa de póquer y jugar tu mejor juego, sin duda.

David: “Y lo mejor es que todo esto te ayudará a tener una vida mucho más estable y más feliz y es un conocimiento que se extrapola del póquer y otras áreas.”

Gerard: “Exacto, satisfacción personal y felicidad. Si no me generara ni 1 euro más pero me hace feliz cada día y estar satisfecho de mi mismo cada día, ya esta, este ya es el beneficio. Si además me hace ganar más…es un freeroll!”

 

Principios básicos para finalizar.

David: “¿Un principio básico para ti?”

Gerard: “Va te digo dos jajaja. El primero, una frase que escuché de Elliot Hulse y que me encanta y repito mucho en el reto de disciplina “Hazlo y tendrás el poder.” “Do the thing, and you’ll have the power.” Y parecido algo que dice Joko: “¿Tienes miedo de hablar en público? Habla en público.” El poder no sale de pensar o de leer, sale de aplicar y de hacerlo y entonces tienes el poder, no es al revés..

Gerard: “Y el otro, de Casey Neistat, un youtuber, que dice “En la vida solo deberías hacer dos cosas: descubrir qué o hacerlo”. Es decir, una vez has determinado lo que quieres, y por qué, ya no tienes que debatirlo, toca hacerlo, ya no tienes que dudar cada vez que las cosas vayan mal y ponerte triste, no, tienes que hacerlo. Y hago mucho hincapié en esto porque es algo en lo que yo fallaba mucho y siempre me quedaba en el pensar y en dar vueltas a las cosas y no hacía suficiente.

Gerard: “Es algo que comparte Will Smith también, que dice que cuando él decide algo, está hecho. Porque sabe que tomará acción hasta el final. Sin drama, sin queja, sin días malos. Simplemente hay ejecución.”

Gerard: “Pero para eso hace falta decidir muy bien. Invertir más tiempo en el proceso de decisión y planificación y después callar la boca y tomar acción a tope.”

 

 

Gracias por llegar hasta el final!

Si te ha gustado el artículo no dudes en compartirlo. Es de gran ayuda.

Gerard

 

PD: muy pronto abrirá de nuevo el Reto de Disciplina de Pokermind…si quieres saber más y apuntarte a la lista de espera, haz click en este enlace. Saludos!

Leave a Reply

Para aplicar al Reto de disciplina 1 a 1 es necesario hacer una llamada conmigo para conocerte y escoger a los candidatos con los que encaje mejor.

 

Solo 1 plaza disponible al mes.

Compartir
Twittear